España: Estreno del Episodio II en Sevilla

Escrito por Comentarios ¡Escribe el primer comentario!
Valora este reporte
(0 votos)

  • Enviado por: Jesús Araujo Iñigo
  • Origen: Sevilla, España
  • País: País
  • Lugar del evento: Cines Warner Lusomundo, Sevilla, España
  • Fecha del evento: Viernes, 17 Mayo 2002


Luego de 3 años de espera llegaba el ansiado día. Y parece que cuanto más se acerca el día del estreno más lentas pasan las horas. Imagino que a todos os pasará algo parecido...
Una vez cumplido el obligado ritual de comprar las entradas con varias semanas de antelación (como debe ser), llega el momento cumbre: que excusa te vas a buscar para escaquearte de las clases (menos mal que aun no trabajaba por las tardes). Al final opté por un ataque directo de sinceridad con mi profesor y decirle que esa tarde yo faltaba. Una sonrisa de complicidad denotaba que no abría problema. "No pasa nada, hombre. Si tienes que ir a ver la película, hazlo". Y respondiendo al buen rollo que notaba le confesé que no iba a verla 1 sino 2 veces ese día. Hay empezó la cara de extrañeza. La primera sesión era para ir con los amigotes (que son las fotos que podéis ver) y la siguiente, ya de noche era para ir con la novia.
Así que salí de trabajar a las 2 y media. La sesión empezaba a las 4 y media de la tarde. El plan era el siguiente: Mi amigo Carlos me recogía en coche y juntos íbamos a buscar al tercer elemento en discordia, Moisés, que le iba a echar valor y disfrazarse de Han Solo.
¿Lo haría realmente o era un farol? La expectación era grande. Al poco de montarnos en el coche todas las dudas se despejaron. Moisés nos llama al móvil para avisarnos que nos demos prisa; ya que está "escondido" entre dos contenedores de basura (como Han y Luke en el Episodio 4), por que la gente lo miraba raro por la calle.
Y allá que lo recogimos. La verdad es que se curró el traje bastante, como podéis ver en las fotos. La cartuchera le daba el toque final...
Así que nos dispusimos a ir raudos al cine. Chewie, Han Solo y mi colega Carlos que hará las veces de Luke. ¿Quién faltaba...? El toque femenino: la novia de Carlos, África. Conforme llegábamos pensaba sí habría mucha gente en el cine, ya que era temprano y hacia mucho calor en Sevilla. Pero siempre pienso que se disfruta más de una peli si hay poca gente, ¿no?
Un amigo de Moisés nos esperaba en la entrada del cine. Iba disfrazado de Jedi, con un traje muy realista que nos dejó a todos asombrados. Túnica, capucha, pantalones, botas... ¡¡¡Pero el detalle definitivo era el sable láser doble de Maul!!! Imaginaos a cierta persona abalanzarse sobre el sable para inmortalizarse con él en unas cuantas fotos...
Al poco aparecen varios chavales más disfrazados de Jedi. Unos trajes muy buenos también. Parece que la cosa se animaba...  Alguien del cine debió ver el circo que estábamos montando (por lo demás el cine estaba muy tranquilo) y les pide a mi amigo Moisés, a su colega y a estos chavales que a la salida del cine posen para unas fotos que les van a hacer. El destino final de estas fotos aún es desconocido para mí.
Llega la hora esperada y entramos religiosamente en la sala. Ocupamos nuestras butacas y esperamos a que se apaguen las luces y empieza la peli. Los trailers se hacen eternos, por no hablar de loa anuncios de leches y demás monsergas. Al fin aparece el logotipo del THX, pega el subidón ese de prueba y se vuelven a apagar las luces. Redoble de tambor, el logo de la 20th Century Fox aparece en la pantalla, seguidamente Lucasfilm. Vamos apretando las manos en los reposabrazos de las butacas hasta que aparece la frase  "Hace mucho tiempo, en una galaxia lejana, muy lejana...". Y acto seguido una salva de aplausos acompaña a la ya legendaria sintonía de apertura de John Williams. El resto: dos horas y algo de puro disfrute. Anakin cargándose a los Tuskens y liberando su lado oscuro; el duelo Obi/Dooku/Anakin y el momento cumbre... Cuando Yoda retira a semejanza de Clint Eastwood su túnica para dejar ver su láser el delirio se apodera de la sala: aplausos y alegría contenida durante mucho tiempo. Y el final deja un estupendo sabor de boca. Los planos de la estrella de la muerte y la Marcha Imperial ponen fin a un film redondo, que se deja disfrutar de principio a fin. Salimos del cine con la sensación del deber cumplido y con ganas de más.
En mi caso la sesión de la noche fue de más tranquilidad. Ya con el primer visionado hecho sólo queda disfrutar de esos detalles que se te escapan la primera vez y ver como la gente que los ve ahora se emociona igual que yo unas horas antes.
Nuestro compañero de los foros de discusión Skywalker, y su novia Mari, nos acompañaban y me costó trabajo no soltar prenda durante el camino al cine. Volví a disfrutar como un enano. Y después... Te queda el consuelo de saber que ya queda menos para que salga en video y rezas para que estos 3 años vuelvan a pasar rápidos.
¿Me disfrazaré para el episodio 3...?

Por Jesús Araujo Iñigo

  • No se han encontrado comentarios

Deja tus comentarios

Enviar un comentario como invitado

0 Restricción de Carateres
Su texto debería tener más de 3 caracteres
Sus comentarios están sujetos a moderación por un administrador.